Skip to main content

Conor McGregor tras su mayor récord

 

Conor McGregor ya es el peleador que más dinero ha recaudado en la historia de UFC, pero en UFC 205 tendrá la oportunidad de hacer algo que jamás se ha hecho en el octágono.

Conor McGregor llegará a UFC 205 como el peleador más famoso, más seguido y más vendedor de UFC.

Ante el campeón ligero Eddie Alvarez, encabezando el gran regreso de la organización a Nueva York y la primer función en el Madison Square Garden, viene acompañado de una increíble racha en UFC.

Con ocho victorias en nueve peleas el irlandés tendrá su séptimo evento estelar en UFC, los últimos seis de manera consecutiva, y en menos de 12 meses habrá peleado en tres divisiones diferentes y habrá encabezado cuatro de los eventos más exitosos en los más de 20 años del octágono.
>> OTRAS HISTORIAS DE UFC 205: El panorama de peso ligero | El histórico Madison Square Garden | 5 a seguir en New York City | Weidman vs Romero en la gran manzana | ¿Por que todos quieren abofetear a McGregor?
Pero el 12 de noviembre el campeón pluma buscará subir un escalafón más. De ganar el cinturón ligero, su nombre estará al lado de dos auténticas leyendas al tener el oro en distintos pesos.

El cinco veces campeón de UFC, Randy Couture, sería el primero en lograr el doblete en divisiones diferentes.

En su cuarta pelea como profesional, lograba el cinturón completo de UFC. Cinco años después, tras 15 peleas en peso completo, decidió bajar a las 205 libras.

Couture vencería de manera consecutiva a dos leyendas del peso semi completo, Chuck Liddell en UFC 43 por el cinturón interino de la división, y a Tito Ortiz en UFC 44 para unificar los cinturones interinos e indiscutidos de las 205 libras, haciendo historia como el primer peleador en UFC en ganar oro en dos divisiones diferentes.

La primera parte de la historia de BJ Penn se escribió en enero de 2004, cuando sometía a Matt Hughes y lograba el cinturón welter de UFC.

El prodigio hawaiano nunca defendería este cinturón. Lo perdería al salir de UFC por unos años, y cuando buscó recuperarlo, caería ante Hughes en una auténtica guerra en UFC 63.

Decidiría regresar a las 155 libras y en UFC 80 concretó lo que no pudo lograr en UFC 35. Venciendo a Joe Stevenson, se hacía poseedor del cinturón de las 155 libras e igualaba a Randy Couture ganando cinturones en dos divisiones.

Buscando vengar una derrota, Penn intentaría lo mismo que McGregor intentará en 205, tener dos cinturones de manera simultánea.

Con solo una defensa al cinturón de las 155 libras, decidía regresar a 170 libras para enfrentar al campeón Georges St-Pierre en UFC 94, pero era dominado por el canadiense y caía en el cuarto asalto.

Esta es la historia que Conor McGregor buscará igualar y romper en UFC 205.

De vencer a Eddie Alvarez no solo igualaría a Penn y a Couture, se convertiría en el primero en la en tener cinturones en divisiones diferentes de manera simultánea.

Conor McGregor ya es un histórico en popularidad y ventas; pero el 12 de noviembre puede asegurar su lugar como uno de los mejores peleadores en la historia del octágono y silenciar a todos sus críticos.

¿Podrá hacerlo?