Skip to main content

Declaración de UFC sobre Michael Johnson

 

El peso ligero de UFC Michael Johnson no era elegible para competir en la organización después de su detención en relación con una disputa doméstica en el condado de Palm Beach, Florida en abril de 2014. Dado que las alegaciones contra Johnson constituían una posible violación de la Política de Conducta del Peleador de UFC, la organización temporalmente suspendió a Johnson de la competencia en espera de la finalización de una investigación. Tras un examen minucioso e investigación, incluyendo entrevistas personales con Johnson y confirmación independiente de que ha cumplido con todas las obligaciones exigidas por la UFC, Johnson es una vez más elegible para competir y comenzará el entrenamiento para su próxima pelea en el UFC Fight Night: Evans vs. Teixeira en Porto Alegre, Brasil. El UFC seguirá vigilando el estado de Johnson. Él tiene que cumplir plenamente con la Política de Conducta de combate UFC y todas las demás obligaciones contractuales y adicionales con el fin de seguir compitiendo en el UFC.

Se requiere que todos los atletas de UFC cumplan con la Política de Conducta de Peleador de UFC que firman junto con su contrato de la pelea. La organización UFC no tolerará ninguna violación de su Política de Conducta. La organización se ha comprometido a investigar a fondo todas las denuncias y tomar las acciones apropiadas cuando sea necesario.