Skip to main content
Conociendoa

Qué Cannetti viajará a México

 

Un renovado Guido Cannetti (7-3-0) tendrá acción en UFC luego de más de un año y lo hará el 5 de noviembre ante Marco Beltran (8-4-0), con quien cayó durante The Ultimate Fighter Latinoamérica.

El argentino llega con la cabeza preparada para enfrentarse a un público que le será muy hostil.
Y es que, Cannetti ya no es Cannetti.
>> BOLETOS PARA UFC FIGHT NIGHT DOS ANJOS VS FERGUSON

¿Cómo es esto? Prácticamente nada quedó de aquel Guido que salía desesperado a tirar golpes. O sí, porque su alma de guerrero y su fiereza siguen intactos, pero el aprendizaje lo llevó a mutar en un peleador pensante, como lo demostró en su inteligente victoria en decisión unánime ante el duro brasileño Hugo Viana.
El argentino llegará al combate con más de un año sin actividad pero no es problema: “No es la primera vez que tardo tanto en pelear.

Soy intenso a la hora de combatir y por eso muchas veces termino lesionado. Siempre que me pasa tengo muchas ganas de volver y me potencio, es como que acumulo motivación”, contó.
Su desesperación por pelear era absoluta y su alma de guerrero venía siendo atacada por un calendario que no le ponía desafíos a su futuro. Finalmente, como una bendición, el tan ansiado anuncio llegó y hasta contó con un condimento de revancha.
>> VIDEO: GUIDO CANNETTI VS HUGO VIANA EN UFC FIGHT PASS
“Voy a continuar lo que empecé ese día, que quedó todo roto. Lo voy a terminar de romper”, resalta Cannetti sobre el hecho de tener a Beltrán en la otra esquina.
Otro factor imposible de dejar de lado es que claramente el público estará en favor del mexicano, pero ya vivió ese clima hostil en su debut ante Henry Briones (cuando ganaron Pelea de la Noche) y luego fue a Brasil a enfrentar al local Viana, por lo que ha cosechado una experiencia en este sentido que le jugará a favor.
Beltrán seguramente sabe que no la tendrá nada fácil y Cannetti está muy confiado en que saldrá con el brazo en alto. 36 años, experiencia al máximo nivel, una lograda madurez y una técnica envidiable son las credenciales de esta nueva versión del “Ninja”.

Él mismo es consciente de su gran cambio pero ahora su desafío estará en evidenciarlo dentro del octágono ese 5 noviembre. Ya pueden soltarle las cadenas, la bestia argentina está lista para ver acción.
¿Será capaz de demostrar su evolución?